MÁS INFORMACIÓN

COLPOSCOPIA

La Colposcopía es un estudio que realizan los ginecólogos cuando existe un resultado de Papanicolaou anormal. Permite una vista ampliada del cuello uterino para detectar una posible anormalidad en las células. Este procedimiento no duele, no dura más de 10 minutos ni tampoco requiere hospitalización.

¿Cómo se hace?

La paciente se recuesta en una camilla con los pies en los estribos de la mesa de exploración ginecológica. El médico introduce un espéculo en la vagina para poder visualizar las paredes vaginales y el cervix. Se aplica una solución química en el cuello uterino que ayuda a resaltar las posibles áreas anormales. Luego se ubica el colposcopio, un aparato para ampliar la visión de los tejidos, que se coloca en la abertura de la vagina para examinar el área e incluso tomar fotografías.

 

Si el médico lo considera necesario, podría tomar una biopsia del área sospechosa para tener una muestra de tejido y poder enviarla a estudiar.

¿Quién debe realizarse una Colposcopía?

Las mujeres que necesitan una Colposcopía son las que presentan lesiones externas como verrugas, condilomas, úlceras, y sobretodo quienes han tenido resultados anormales de papanicolau, es decir, con displasia cervical; la displasia cervical es una anormalidad en las células del cuello del útero, que presentan un cambio en su estructura que en caso de continuar, podría asemejarse al cáncer de útero. Es por esto que estas lesiones se tratan desde este momento antes de estar como tal ante un cáncer cervicouterino.

1/2

HOSPITAL ÁNGELES DEL CARMEN

Tarascos #3469 Consultorio 308

Fraccionamiento Monraz

Guadalajara, México

 

T:  +52 (33) 3813 2972

G&O Ginecología y Fertilidad® 2018 - Todos los derechos reservados.

Desarrollado por Ipse Comunicación